Ambientador con palos de bambú

Ambientador con palos de bambú

¿Cuántos medios has utilizado para impregnar tu casa de buen olor? Posiblemente hayas utilizado incienso, esencias, ambientadores eléctricos, sprays, flores, algodones olorosos y te sientas frustrada al ver que tu forma de ambientar tu hogar no compagina con tu decoración. Conseguir un ambiente agradable y bonito, adecuado a tus gustos y un olor natural sin que precise de tu continua atención, es tarea difícil pero no imposible. Los ambientadores que se han puesto de moda con perfumes de muchos tipos y varitas de bambú son la solución a tu problema.

Los ambientadores son objetos casi de lujo porque sus precios están por los aires, por eso, cada vez se compran menos o se buscan maneras de inhibir los olores con remedios caseros que sean efectivos, económicos y duraderos. Pero seguro que después de mucho probar, acabas cansándote y buscando alternativas en el mercado para combinar con tu decoración sin dejarte medio sueldo en ello.

La moda en decoración ambiental son los tarritos de cristal que contienen perfumes varios y traen consigo unos cuantos palitos largos de bambú que se introducen en ellos, una vez abiertos, y se encargan de hacer el resto del trabajo.

Esta nueva forma de dar un toque personal, atractivo, agradable y fresco a cualquier estancia de tu casa está cada vez más extendido. Lo puedes encontrar fácilmente en cualquier tienda de decoración, de esencias naturales, en supermercados, en droguerías, incluso en tiendas con objetos de regalos porque verdaderamente, algunos son obras de arte. Pero se ha de tener cuidado a veces porque su valor económico es muy elevado en algunos casos.

Están pensados especialmente para no romper el buen gusto del lugar en el que sea colocado aunque suelen ser tan elegantes y se adaptan tan bien al resto de objetos decorativos que pasan desapercibidos dejando un olor especial, duradero y natural allí donde se encuentre.

Puedes elegir la forma del jarrón que más te guste, el aroma que más te atraiga, el color que se adapte mejor al ambiente en el que lo pongas y el tamaño que más o menos te dure, en función de tu interés. Piensa que cuanto más grande sea su tamaño, más perfume contendrá, más duradero será y más caro te costará. Pero normalmente, estos ambientadores oscilan entre precios elevados por su alta efectividad.

Funcionamiento de las varitas

Aunque parece que no sirve para nada, en realidad, su efecto es embriagador y cautivador. Tus invitados notarán un ambiente especial al entrar en tu casa.

Para que siempre tengas esta sensación tan agradable, no tienes que estar pendiente constantemente de tu ambientador. Tan sólo debes destaparlo, dejar abierta la boca del tarro de cristal e introducir totalmente las varitas de bambú en su interior.

Verás que al principio tarda un poco de tiempo en percibirse el olor puesto que las varitas necesitan unos minutos para empaparse del líquido. Cuando están mojadas, como podrás apreciar, comienzan a desprender el olor que has elegido sin detenerse. Las varitas se alimentan del perfume mientras están sumergidas en él pero lo conveniente es que cada 2 ó 3 días, le des la vuelta y las vueltas a introducir por el lado contrario. Así sucesivamente hasta que el aroma se haya consumido del todo y las varitas se acaben secando.

No sólo es cómodo, bonito, original y efectivo, sino que da un toque muy natural al hogar y no te agobias del olor puesto que son muy suaves, nada comparable aun spray o ambientador eléctrico.

Si deseas mantener durante más tiempo el líquido, puede extraer las varitas del mismo, cerrar el tarro y conservar así el olor durante más tiempo. Otra manera es no introducir muchas varitas ya que cuantas más utilices más rápido se consumirá el perfume. Todo depende del efecto que desees conseguir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>